domingo, 25 de septiembre de 2016

Sherbets


Leo: "en Azerbaiyán, y en general en Oriente Próximo, el sherbet (shärbät), de cuya forma árabe sarbah procede la palabra española 'sorbete', es una bebida muy popular. Mucho tiempo antes de que se instauraran los postres, existía la ceremonia de servir varios platos. Posteriormente se convirtió en una costumbre agasajar con un sherbet como refresco a los invitados u ofrecérselo a una mujer tras un parto dificultoso. También durante la noche de bodas era una bebida solicitada. (...) Casi todos los sherbets tienen como base la misma receta: frutas u hojas regadas con agua caliente, endulzadas al gusto servidas frías."


Sherbet de menta
Se pica un manojito de menta fresca y se vierten dos tazas de agua recién hervida.
Se deja reposar cuatro horas, se cuela y se mezcla con 3 o 4 cucharadas de azúcar.
Servir muy frío.

Sherbet de limón
Se diluye una pizca de azafrán en medio vaso de agua y se reserva.
Se pica bien la piel de un limón y se cubre con dos tazas de agua recién hervida. 
A esto se añade una pizca de semillas de cilantro y se deja reposar cuatro horas.
Se cuela, se mezcla con el zumo de un limón, el jugo de azafrán y 4 o 5 cucharadas de azúcar.
Servir muy frío.

Más recetas aquí.

1 comentario:

Locis morenas dijo...

Leo: "Hay un sueño de persona en el mundo que yo no sé qué algoritmo de estas cosas modernas del ahora y lo virtual encontró pero lo hizo genial. La receta tampoco la sé porque siempre que pregunto no me lo consigue explicar nadie, ¿cómo la pensarían antes de concebirla? ¿qué tipo de carta le escribirían a la cigüeña de París cuando la encargaron? Yo creo que sería una cuestión más de magia que de cigüeñas, que la encontraron en algún monte pasiego cubierta en un manto de brillantina y cuidada por las vacas. Por el resultado puedo intuir que es una mezcla de ternura, hacendosidad, vocecilla, manos fuertes, mirada nostálgica y salvaje... Magia pura"