jueves, 17 de enero de 2013

Un año de sonrisas


Esta noche hará un año exacto que me subí en un bus rumbo a Francia. No tenía ni la menor idea de todo lo que me esperaba en el camino. Hay tanto vivido que os puedo asegurar que doce meses me parecen ahora varias vidas. Einstein se dió cuenta pronto de que "hay segundos que duran más que otros". Y es que el tiempo pesa mucho cuando está lleno de momentos felices, de aprendizajes, de ternura, amistad... cuando es salvaje, cuando no está manoseado por el monstruo de la impotencia.

Hace un año que sonrío en francés. Hace un año que el mundo no es el mismo...

4 comentarios:

Vir dijo...

Qué bueno todo! Ah, la France!, qué ganas de reirme en francés! Entonces...¿te quedas?

Cecília dijo...

Pues, Vive la France !!
Que intensidad de año, y que por muchos mas.
Un beso.

Raquel dijo...

Sí, menudo año... :)))

No me quedo en Francia, no (creo), tengo otros planes en la cabeza. Cada sitio tiene su momento y tengo ganas de empezar en otro lado. ¡A ver por dónde pega el viento!

blues dijo...

qué descubrimiento tu blog!
he pasado un buen rato avanzando páginas. Me he sentido un poco cotilla, cómo si hubiera descubierto la clave de acceso de las fotos/videos privadas de alguien desconocido, por eso te saludo y te sigo, con la conciencia tranquila.
;)